La dieta de un perro es crucial para su salud. Sin embargo, cómo y cuándo se alimenta no es menos importante. En este artículo encontrarás consejos sobre la frecuencia con la que debes alimentar a tu perro y la cantidad que debes darle.

¿Cuántas veces al día se debo alimentar a mi perro?

La frecuencia óptima de alimentación depende de muchos aspectos; como la raza, constitución y edad del animal. Los perros adultos pueden ser alimentados una, dos o tres veces al día. Sin embargo, como en los humanos, varias comidas pequeñas tienen más sentido que una comida grande y nutritiva.

La frecuencia de alimentación del perro está influenciada por varios factores, en particular el de su actividad diaria. Por lo general, tu perro prefiere consumir su comida al mismo tiempo que tú.

Otros consejos sobre la frecuencia de alimentación diaria del perro son los siguientes:

  • Varias comidas pequeñas reducen el esfuerzo de la digestión.
  • Los perros más grandes deben ser alimentados varias veces al día, ya que esto reduce el riesgo de torsión estomacal.
  • Es recomendable alimentar a los perros que necesitan estar activos por la noche en lugar de por la mañana y al mediodía.
  • Los perros con estómagos más delicados deben ser alimentados al menos dos veces al día para responder mejor a la producción de ácido en el estómago.
  • Los perros que necesitan perder peso deben comer tres veces al día, si es posible. Esto reduce el nivel de azúcar en la sangre y da mejores resultados.

Cantidad ideal de comida al día para un perro

Al igual que la frecuencia de alimentación, la cantidad de comida también depende de varios factores:

  • Contenido energético de los alimentos
  • Raza canina
  • Peso del perro
  • Frecuencia de actividad física y/o deportiva diaria
  • Constitución individual del animal

Si alimentas a tu perro varias veces al día, ten cuidado de no darle demasiada comida porque las porciones individuales parecen muy pequeñas. Determina una ración diaria y luego divídela por la cantidad de porciones que deseas dar por día. De esa manera, tu perro no se engordará porque lo alimentas con demasiadas calorías cada día.

Adaptar la dieta según la edad y la actividad

Los perros, en general, comen mucho si se les ofrece comida de buena calidad. Sin embargo, es importante adaptar su dieta a su tamaño, edad, peso y actividad, porque, por ejemplo, un cachorro necesita una dieta específica.

En el criador, la mayor parte del tiempo será alimentado con comida para cachorros. Es importante mantener la misma marca en las primeras etapas para no alterar su orientación. Hasta los 6 meses, su ración diaria de croquetas se repartirá en 3 comidas.

organic black puppies

Pienso natural para cachorros

VER PRODUCTO AQUÍ

De los 6 a los 12 meses, se puede cambiar a 2 comidas al día. Es solo a partir de los 12 meses que su alimentación será la de un perro adulto. A continuación, puedes optar por alimentarlo en 1 o 2 dosis.

La dieta de los perros y la cantidad de comida que ingieren también debe depender de su nivel de actividad: un perro que cuida los rebaños tendrá derecho a raciones más grandes que un perro de familia.

Finalmente, piensa también en los momentos específicos de la vida de tu perro que pueden requerir un cambio en su dieta. Una hembra embarazada, por ejemplo, necesitará una dieta enriquecida para satisfacer sus necesidades más altas.

El descanso favorece una buena digestión

Inmediatamente después de alimentarlo, debes evitar que tu perro pase mucho tiempo caminando, haciendo ejercicio o jugando, por su bienestar. Dale a tu perro al menos una hora de descanso para que pueda digerir su comida lo mejor posible.